Mi bisabuelo, el cristero.

¿Te imaginas hacer tu primera comunión a escondidas en una casa, antes de que amanezca para que no te arresten y te maten si te ven, mientras sabes que tu papá anda en la sierra, en guerra contra el gobierno para defender tu derecho a rezar, a ir a misa, y a ser libre de creer lo que tu quieras, porque el gobierno quiere impedírtelo; que ese mismo día le avisen a tu mamá que vaya a identificar el cuerpo de tu papá, que lo fusilaron, y que ésta fuera tu foto de primera comunión con tu papá?…
Pues hubo un tiempo en que las cosas en México fueron así. El de la foto es mi bisabuelo, Fiacro Sánchez, Cristero, fusilado en la Penitenciaría del Estado de San Luis Potosí (hoy Centro de las Artes), el día en que su hijo Jorge, el tercero de 5 hijos, hacía la primera comunión en una casa del barrio de San Miguelito.
Fue durante la guerra cristera, o Cristiada. Se acaba de estrenar en el cine una película con Eva Longoria y Andy García (de producción mexicana) sobre la Cristiada y está muy bien hecha; como bisnieta, a mucha honra, de un cristero, me gustó mucho. Es sobre esa parte de la historia de México que no apareció en los libros de historia de la escuela hasta hace algunos años, cuando que se le dedicaron dos renglones y ya (claro que son libros de texto gratuitos distribuidos por el gobierno, y lo que viene en ellos es lo que el gobierno en turno autorizó); y como mucha gente no lee más libros de historia que los de la escuela, son muchos los que piensan que la Cristiada no existió.
En 1926, el presidente Calles pretendió convertirse en el lider religioso de México, controlar el número de sacerdotes y lo que podían decir en sus sermones, pretendió decirle a la gente lo que debía creer y lo que no. Expulsó a los sacerdotes extranjeros y mandó matar y/o encarcelar a los sacerdotes mexicanos que no quisieron obedecerlo. La Iglesia decidió cerrar los templos; sacerdotes y monjas vestían de civiles y hacían todas las celebraciones de forma clandestina y de madrugada, para no ser descubiertos y pasados por fusil. Los hospitales, atendidos por monjas, fueron clausurados por el gobierno, dejando a los enfermos en la calle. Los templos estuvieron cerrados tres años, cuando después de muchas muertes, el conflicto terminó ¿Te imaginas lo que es vivir así? ¿celebrar tu boda, bautizo, primera comunión, asi?
Mi bisabuelo, Fiacro Sánchez, fue uno de los miles que se levantaron en armas, uno de los tres líderes de la guerra cristera en San Luis, citado en los libros “México, Tierra de Volcanes” de Joseph H. Shlarman, y “La Cristiada”, de Jean Meyer, mismos que les recomiendo.
Y les recomiendo también la película, porque conocer esa parte de nuestra historia, ayuda a a agradecer a todos esos heroes anónimos que nos dieron la libertad de culto que hoy tenemos -si quieres eres ateo, si quieres eres creyente de cualquier religión, y nadie te mata por eso- y también porque, porque como dijo Napoléon Bonaparte: “Aquel que no conoce su historia, está condenado a repetirla”.
Termino con las últimas palabras de mi bisabuelito y de todos los cristeros antes de morir: ¡¡¡Viva Cristo Rey!!!

Sara Helga Arredondo R.

4 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. natacha
    May 15, 2012 @ 19:36:23

    me encanta este blog., me suscribo!

    Responder

  2. Jennifer
    May 27, 2012 @ 05:26:31

    Hola Sara, te he escrito un comentario en como cerrar un portal, es sobre la ouija.. la hice hace 6 años en la playa con un folio y una moneda, eramos unos crios y nadie nos aviso del peligro, solo quiero cerrarlo y.. dijo que era una niña que murio en un accidente de trafico¿que es lo que tengo que hacer? he visto el ritual pero ¿es diferente para cada persona dependiendo de sus creencias?(por ejemplo, pienso que lo puedo cerrar mentalmente sin mover los brazos pero diciendo esa frase y sin velas) te lo escribo por aqui porque creo que moderas tu los comentarios y este es la ultima entrada que has puesto.
    Gracias, un saludo.

    Responder

    • yo
      May 28, 2012 @ 20:08:01

      Hola Jennifer! Discúlpame por no contestarte antes, no había entrado a internet.
      Lo más probable es que sea la niña lo que te está atacando, pero también pudo abrirse un portal y que por él entraran espíritus malignos, eso es casi seguro. Así que lo que tienes que hacer son las tres cosas: cerrar el portal, expulsar a los espíritus malignos y ayudar a la niña, en ese orden.
      Sobre el ritual para cerra un portal, claro que puede adaptarse a tus creencias, el ritual es como la parafernalia de una ceremonia, reviste las cosas que hacemos para que nuestra mente sienta que estamos haciendo algo grande, importante y poderoso. Ayuda a la mente a sentirse segura de lo que estamos haciendo. Yo actualmente cierro portales en segundos y sólo con la mente, pero al principio, hacerlo con un ritual, me ayudó mucho, me explico?
      Así que puedes adaptarlo, está bien.
      Tras cerrar el portal, expulsa a los espíritus malignos, porque mientras te están atacando es más dificil ayudar a la niña. En “Oraciones para pedir protección” pongo todo lo que necesitas saber para expulsarlos, frases de exorcismo que te van a ayudar. Es cuestión de ordenárles, en el Nombre de Dios, que se vayan, con la plena confianza en que es Dios a través de tí quien lo hace. Se van a poner bravos cuando los expulses, es normal, aguanta un poco y luego se irán.
      Por último, hay que ayudar a la niña. Piensa en ella como una niña que está sola y triste, que está perdida, que está sintiendo angustia y desesperación, y que te hace sentir mal porque te está transfiriendo lo que siente. Trátala como a una niña viva que se siente mal, ayúdala, apapáchala y dile a dónde debe ir. En “Oraciones por los difuntos” viene lo que necesitas para hacer ésto.
      No me dijiste cuáles son tus creencias, pero es importante que seas alguien que cree en un Dios, un Creador del Universo que es bueno y que nos ama, que desea nuestro bien, y que alberga las almas de los muertos al morir. Si no crees eso, no vas a poder.
      Espero que todo se arregle pronto. Que Dios te bendiga!!!

      Responder

  3. Eduardo Tello
    Ene 28, 2015 @ 17:43:19

    Interesante lo de Friaco Sánchez, yo supe de él por un libro de historia que recién leí. Soy de Rayón SLP, la última población que tomó Friaco Sánchez y leyendo sobre la historia de SLP me enteré del dato.
    Gracias Sara,que bien que recuerdas con gran admiración a tu bibisabuelo.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: